viernes 17 noviembre 2017 Nuestra América Contenidos Latinoamericanos

Nuestra América

http://nuestraamerica.info

México

Un fraude a los sueños de unidad latinoamericana

Fecha de publicación: 11 julio, 2006

La confirmación de que el oficialismo intenta robarle al pueblo mexicano la posibilidad de ver cumplidos sus deseos de un verdadero cambio de rumbo en la política nacional y en la recuperación de la posición histórica en sus posiciones internacionales ataca también los sueños de los demás países de Nuestra América y anuncia esta nueva fase del imperialismo que está lanzado a impedir –esta vez por la vía electoral- la definitiva unidad de nuestros pueblos.

Más allá de considerar como válidas las posturas de las comunidades zapatistas y de la Otra campaña lanzada por el Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) en su Sexta Declaración de la Selva Lacandona, sobre las pocas posibilidades (o mejor dicho, poca disposición) de la clase política para cambiar la realidad mexicana de sometimiento a los intereses de las grandes empresas transnacionales, es necesario aclarar que la victoria del candidato Manuel López Obrador del Partido de la Revolución Democrática (PRD), anuncia sin vueltas la decisión del pueblo de poner un freno al neoliberalismo violento que amenaza, después del fraude, con intensificarse para desgracia de todos.

La realidad mexicana es una nueva confirmación de que no hay posibilidad de acelerar los tiempos y que, tal como viene sucediendo en la Argentina, Bolivia y Brasil, los cambios se irán haciendo paso a paso, más allá de las urgencias que nuestros pueblos tienen desde hace años.

El fraude orquestado por el Partido de Acción Nacional (PAN) de Vicente Fox demuestra que el neoliberalismo se encuentra debilitado y que necesita de estas armas para frenar al pueblo que, con la frágil herramienta de participación que significa el voto, le dijo claramente al poder que no está dispuesto a soportar la profundización de la entrega de los recursos naturales y la precarización laboral que significa el Tratado de Libre Comercio firmado hace doce años con Canadá y los Estados Unidos (TLCAN).

La llegada del panista Felipe Calderón a la presidencia anuncia que la derecha está dispuesta a completar la tarea del ex gerente de la Coca Cola, Vicente Fox, para avanzar con los procesos de privatización (sobre todo energética) y con la puesta en marcha del Plan Puebla-Panamá (PPP) que representa la definitiva anexión de Mesoamérica a las necesidades de las empresas estadounidenses.

El PPP, ese ambicioso proyecto de generar supercarreteras informáticas y de carreteras, represas y hasta un nuevo corredor biocéanico, garantizarán el “libre tránsito de capitales y mercancías, pero no de personas” hacia los centros de poder arrasando definitivamente con las economías regionales, las culturas y el futuro de los pueblos.

Por eso, y reitero, a pesar de los señalamientos del hoy Delegado Zero, Subcomandante Insurgente Marcos, sobre la traición del PRD a los acuerdos de San Andrés y de la incorporación en la lista de López Obrador de personajes ligados a esa traición, es trascendental la rebelión popular para frenar el fraude de las elecciones del pasado domingo 2 de julio.

En esa batalla, la legal sumada a la movilización popular, van también el futuro de los pueblos del resto de Nuestra América ya que, por más tibia que sea la resistencia de López Obrador a las presiones de los Estados Unidos, servirá para retrasar el embate final del imperialismo y dará tiempo a que se consoliden otros proyectos nacionales como el de Venezuela, Bolivia, Argentina y Brasil, sumados a la histórica y heroica lucha del pueblo cubano y su revolución.

Si se pierde la presidencia en México, Felipe Calderón será un nuevo ariete de los Estados Unidos que, sumado a Alvaro Uribe Velez en Colombia y a Alan García en Perú, seguirán poniendo palos en la rueda de la unidad regional.

Las noticias dirán, en estos días, si el pueblo mexicano logra frenar este nuevo ataque y a su suerte irá atada la posibilidad de fortalecer la unidad de nuestros pueblos que avanza a pesar de los mecanismos de control que lleva adelante el gobierno de los Estados Unidos a partir de los tratados de libre comercio y los ejercicios militares.

Última modificación: 11 de julio de 2006 a las 15:11
Hay 0 comentarios
captcha
Quiero ser notificado por email cuando haya nuevos comentarios.